Temas
  Crear una cuenta PRINCIPAL  -  Tu Cuenta  -  Temas  -  Foros -  WebChat  
 
Login
Nickname

Contraseña

¿Todavía no tienes una cuenta? Puedes crearte una. Como usuario registrado tendrás ventajas como seleccionar la apariencia de la página, configurar los comentarios y enviar los comentarios con tu nombre.

 
M E N Ú

PRINCIPAL
Tu cuenta
Lista de miembros
Temas
Archivo de noticias
Foros
Sección especial
Enlaces de interés


 
Citas
No son las cosas las que atormentan a los hombres, sino la opinión que se tiene de ellas.
- Epicteto

 
Efemérides
¿Qué sucedió tal día como hoy?


 
Search



 
Hits
Hemos recibido
4862532
impresiones desde September 2002

Adaptado de LAS LLAVES DE ORO, de Trigueirinho
Enviado el Wednesday, 16 June a las 13:47:52 por Sabi

Documentos enviados por los miembros adryana escribió "Mis queridos hermanos: Que dulce emoción produce el darse cuenta de qué maneras y por cuántos lugares La Obra de Mamina se difunde y llega a otros corazones! Les pongo en copia esto que recibí ayer! Los abrazo fraternalmente Adryana Adaptado de LAS LLAVES DE ORO, de Trigueirinho, Editorial Kier, Buenos Aires y Editora Pensamiento, San Pablo. "Señales de Figueira", 2004

From: Maia CONTACTOS INTERNOS A medida que tenemos acceso a los planos sutiles de consciencia, poco a poco contactamos grupos que existen en los mundos internos y que aportan a nuestra alma la ayuda necesaria para la trayectoria evolutiva. En ellos ingresamos con la consciencia, como si no tuviésemos historia ni pasado, y somos recibidos como seres virginales que llegan a la luz en aquel instante. Con el estímulo de esos grupos, cruzamos fronteras y avanzamos. Abdicamos de las ilusiones, penetramos en la existencia universal y trazamos con líneas firmes los trayctos cósmicos que nos esperan. La libertad nos toca, nos impulsa, y expulsa como un torrente lo que ya no nos corresponde. En el mundo externo comenzamos a vivir una saludanle y desapegada soledad, incluso en la convivencia normal con los demás. Con la consciencia receptiva a ese contacto, nos expandimos cada vez más en dirección a lo impalpable. Comenzamos a percibir el nivel etérico de la materia, más sutil que el nivel concreto. Vemos, por ejemplo, que ese nivel etérico no sólo es más puro que el físico sino que también expresa la esencia de los seres y de las cosas de modo más pleno. Al interactuar constructivamente con ese plano sutil, nuestro ser se desprende de los esquemas de la existencia externa. Relacionarse conscientemente con el mundo suprafísico es uno de los pasos que debe dar esta humanidad. La mayoría de las personas se relaciona con el plano etérico de manera inconsciente y recibe sus irradiaciones sin que el cerebro las registre. Sin embargo, con las transformaciones que se operan hoy en la Tierra, reconocerán el valor de profundizar su capacidad perceptiva. Hasta el momento, los que tenían condiciones de contactar el mundo suprafísico eran raras excepciones, y pocos expresaron en plenitud la esencia de su ser. No obstante, en los planos subjetivos del planeta se prepararon grandes transformaciones en el transcurso de milenios, y la aproximación de energías cósmicas a la órbita de la Tierra nos brinda posibilidades inéditas. Después de todo, ¿cuántas veces hemos percibido la ayuda de consciencias de otras dimensiones? ¿Serán ángeles, devas o humanidades paralelas a la nuestra? Si nos planteamos a nosotros mismos tales cuestiones, por cierto obtendremos respuestas inequívocas. El contacto con los mundos internos es fruto de la unificación del ser, para la cual debemos trabajar. NUEVOS TIEMPOS, NUEVA RAZA HUMANA En el testamento del Dalai Lama fallecido en 1924, consta una previsión que dice que alrededor de 1950 la religión y la administración secular del Tíbet serían atacadas por fuerzas políticas y que el Dalai Lama en ejercicio sería vencido por los invasores. A los llamados "nobles" y a las altas personalidades del Estado se les conficarían sus tierras y bienes, y serían obligados a servir a las fuerzas invasoras. De hecho, esa premonición se cumplió. Con la invasión china, se distribuyeron las propiedades y lamasterios, y todas las órdenes quedaron disueltas. El mismo testamento preveía también: "La gran luz espiritual que desde hace siglos brilla sobre el Tíbet no se apagará. Aumentará, se difundirá y resplandecerá en América del Sur, especialmente en las Tierras de O Fu Sang, donde se iniciará un nuevo ciclo de progreso, con la nueva raza dorada". Trigueirinho, en su libro LA QUINTA RAZA, dice: "Lo que está por suceder sobrepasa cualquier imaginación. Grandes cosas se están preparando y superarán a las conocidas en el mundo, desde su creación". Según Trigueirinho, la quinta raza ya se inició. Está formada por aquellos que despertaron a un nuevo modo de vivir sobre la Tierra, por los que cambiaron sus conceptos y conductas, y por los que se integraron en las tareas inspiradas por las Jerarquías. "Ya existen en la Tierra seres humanos adultos con un nuevo código genético", afirma, "implantado en esta encarnación. Perciben los cambios realizados en sí mismos, pero permanecen en absoluto silencio. Su grupo familiar puede no advertir lo ocurrido, pero ellos ya conocen esa transformación porque la sienten". Ese código, suprafísico, se está implantando hoy en el 10% de la humanidad. Exento de herencia genética, le posibilita al ser humano una progresiva armonía y ausencia de agresividad. Se espera que el nuevo código genético pueda implantarse en un mayor número de personas, pero ello dependerá de la transformación a la que se esté dispuesto, y de la entrega total a lo que debe ser completado por cada uno. Es difícil que el nuevo código genético florezca mientras se mantengan vicios, mientras se use carne en la alimentación, mientras el trabajo esté regido por la ambición y por la competitividad, y prevalezcan las costumbres de la vida común. Es necesario renunciar a muchos de los patrones de conducta que la sociedad implantó como buenos, bellos y verdaderos, patrones que en realidad empañan el propósito último de la vida humana sobre la Tierra. La raza naciente recibe un código genétioo que facilita su elevación; como tal, deberá abandonar viejos lastres. El estado en que ella entra es totalmente diferente. El nuevo ser humano ya no tendrá odio ni hará guerras; trabajará y vivirá en armonía con el cosmos, comprendiendo que este es el lugar de su verdadera familia. Volverá a adquirir los conocimientos que perdió al permitir que prevaleciera el ego y sabrá interactuar con las leyes que entonces regirán el universo-Tierra. Ampliará la comunicación con mundos distanes e ingresará en un vasto orden, hermanado con civilizaciones avanzadas que hoy aún desconoce. AMAR LO LABORIOSO (Síntesis de una charla de Trigueirinho) En nuestro camino ascensional es necesario aprender a amar lo laborioso, amar lo que exige adaptaciones y transformaciones. No se trata sólo de aceptar y de admitir lo que nos depara el destino, sino de realmente amar la prueba. Cuando se llega a amar la dificultad, se recibe un toque del espíritu. Y esto es lo que nos da seguridad para vivir la vida tal cual es, sin retroceder jamás. El elevado toque del espíritu anula toda posibilidad de fuga y libera al alma que decide no abandonar la labor. Gozar de las cosas materiales oscurece el entendimiento de las cosas del espíritu. Para que la personalidad pueda colaborar con el alma, debe asumir un trabajo activo de purificación de los sentidos materiales, de la memoria, de la imaginación y de la voluntad. PARA PURIFICAR LOS SENTIDOS MATERIALES: 1. No inclinarse al facilismo ni huir de lo trabajoso. No buscar lo sabroso, sino reconocer en lo insípido un campo paa trabajar la adaptabilidad. 2. No alimentar la inercia. Procurar el equilibrio al darle a los cuerpos el reposo necesario sin estar buscando descanso. 3. No anhelar consuelo ni compensaciones, pues las ayudas llegan en el momento justo, enviadas por el espíritu. 4. No acumular nada en cantidad, sino observar en todo la calidad - y en esto se incluyen las compañías. 5. Esta purificación lleva el gusto por lo elevado y da fuerzas para colaborar con el alma en el cumplimiento del Plan Evolutivo. PARA PURIFICAR LA MEMORIA Y LA IMAGINACION: 1. Saber cuándo es ncesario cuidar puntualmente de las cosas de la vida externa y cuándo hay que olvidarlas. 2. Discernir qué conocimiento debe absorber el propio ser, cuidando de no ocupar el lugar de las cosas más profundas con asuntos que no nos corresponden. PARA PURIFICAR LA VOLUNTAD: 1. Perder el interés por todo lo que lleva a la desunión. 2. Dirigir la voluntad hacia el mundo espiritual. Si se la dirige equivocadamente, sólo hacia las cosas externas, se corre el riesgo de convertirse en una persona presuntuosa y soberbia, vulnerable a elogios y adulaciones - lo cual es un extravío. 3. No distraerse con la mente ni permitir que la pueble aquello que desvía la atención de lo esencial. 4. El espíritu nos envía continuamente ayuda para esta purificación. LLeva nuestra personalidad a desprenderse de las expectativas por el resultado de lo que realiza. Esto es saludable, pues la torna humilde y lista para invocar la ayuda del mundo interno. Todo verdadero instructor espiritual señala la necesidad de no abandonar las pruebas, sino de amarlas y trabajarlas con empeño, y de permanecer neutros delante de ellas. De esa manera, estas ayudas llegan y transforman nuestra vida. ********************************************************************** NOSOTROS Y LAS MÁQUINAS Hace tiempo que venimos reflexionando sobre el cuidado que debemos tener con los objetos y equipos disponibles para realizar las tareas. Observamos que nuestro contacto con los objetos podía transmitirles cierta luz, siempre que lo hiciéramos con la conciencia elevada. Muchos de nosotros ya habíamos vivido la experiencia de reconocer en una computadora, en una heladera o en un automóvil una visible respuesta al trato que recibían de las personas del grupo. Esas máquinas parecían absorber nuestras energías y hasta parecía que colaboraban con la realización de los trabajos de acuerdo con los proyectos de lo Alto. Así, a veces dejaban de funcionar cuando algo no iba en la dirección correcta y en cuanto lo corregíamos, volvían a la actividad. Cuando nos dimos cuenta de esto, sentimos profunda gratitud. En un período de especial toma de consciencia sobre nuestra actitud correcta para con las máquinas, recordamos un fragmento del libro LA COMUNICACIÓN CON ANGELES Y DEVAS, de Dorothy Maclean. Allí la autora revela los contactos que logró establecer con habitantes de los mundos sutiles, algunos de los cuales trabajan con las máquinas, generalmente consideradas objetos sin vida. Dorothy, que vivía en grupo en Escocia, cerca de Elgin, describe lo siguiente: "Habíamos adquirido una impresora de segunda mano para impresiones offset que estuvo abandonada mucho tiempo en una dependencia gubernamental. Como no sabíamos manejarla, asistí a un breve curso en Edimburgo para aprender a utilizarla. A mi regreso intenté poner en práctica mis nuevos conocimientos con la ayuda de Pete, un miembro del grupo al que le gustaban todo tipo de máquinas y que en esa época era nuestro técnico en mantenimiento. Pero con el mal estado de la impresora y nuestra inexperiencia, aprendíamos por ensayo y error, y toda tentativa parecía acarrear un nuevo error mientras intentábamos imprimir nuestra primera edición". Paulatinamente, Dorothy y Pete se dieron cuenta de que aquella máquina tenía su propio modo de ser, y de que era susceptible a la forma cómo se la trataba. "Cierto día, advertimos que la máquina no se relacionaba sólo con nosotros, sino también con otras personas que entraban en la sala. Reaccionaba violentamente ante un individuo en particular, expeliendo tinta o papel en todas las direcciones siempre que él se acercaba. Pete y yo pensamos, entonces, sobre la posibilidad de que hubiera devas encargados de las máquinas." Al consultar a sus instructores internos, Dorothy tuvo como respuesta que en las máquinas había ciertos seres, una especie de cruzamiento entre humanos y devas, que tenían simpatías y antipatías. Aquella máquina había desarrollado un mal humor humano a causa del abandono al que había sido relegada, y estaba muy sensible por esto. Dorothy entonces fue instruida para que no se dirigiera a ella con aires de superioridad. Tomó consciencia de que, aunque a nivel material las máquinas puedan parecer un montón de roscas, tornillos y otras piezas de metal sin vida, en niveles están unidas al reino dévico y son muy serviciales. Sólo le restaba colocarse en el nivel adecuado para tratarlas. Si elevamos la consciencia cuando interactuamos con las máquinas y utensilios en general, atendemos con más solicitud sus necesidades materiales y de esa manera nos dirigimos verdaderamente hacia la Vida Única. Esto puede ser aplicado en todo. Debemos estar atentos, pues es común que incluso frente a nuestros semejantes nos olvidemos de lo principal. Solemos ver la limitada expresión externa de alguien y creer que su ser se reduce a eso. Nos olvidamos con frecuencia de la chispa divina que nos anima a todos ... Cuando entramos en la sintonía correcta con lo que nos rodea, cuando nos sentimos libres para percibir la vida de los seres humanos y la de las expecies de lanaturaleza, así como la vida de los ambientes y la de las máquinas, estamos más preparados para cooperar con cada uno de esos elementos. Y si lo hacemos para la gloria de Dios, entraremos en un flujo de energía infinita, y todo irá bien. LA IMPASIBILIDAD EN EL CAMINO ESPIRITUAL Para conocer de hecho la realidad interior no debemos pretender nada, ni siquiera dicha realidad. Es necesario que hayamos realizado vedaderamente la entrega del ser y, aún más importante que eso, que las Jerarquías espirituales que nos conducen la hayan aceptado. En ese camino no podemos saltar etapas, pues cada una tiene su nota característica y su prueba básica. Tenemos que atravesarlas una por una y avanzar, con inquebrantable fe y perseverancia. Es fundamental abandonar todas las expectativas y, sobre todo, la disfrazada tendencia a conducir nuestro desarrollo, actitud en la que está presente la contagiosa acción del ego, que ante todo se resiste a la transformación. El camino requiere un total despojamiento interior. Debamos aprender a convivir únicamente con la Ley, siguiéndola en todos los pasos. De esta manera, se reconocerá el valor de la soldedad, y el uso correcto del tiempo será el resultado de hablar y de escuchar correctamente. Podemos crear todas las condiciones externas favorables para el contacto con la realidad interior, podemos disponernos a él, cumplir las indicaciones necesarias y, aún así, puede ser que no ocurra nada. Sin embargo, el contacto podrá surgir en el momento menos esperado, y aparentemente sin nuestra intervención. El contacto surge de la nada y en la nada se desvanece. Bálsamo supremo, nos eleva a las alturas. Cura nuestros dolores humanos, nos da la certeza de que nada dura eternamente, nos muestra el verdadero valor de cada situación y, encuentro tras encuentro, nos lleva al descubrimiento de la esencia secreta de todas las cosas. No podemos controlarlo, tampoco prolongarlo. Obedece a las sublimes leyes del cosmos y, como humilde siervo, nos trae los mensajes del Gran Vacío. Adaptado de LAS LLAVES DE ORO, de Trigueirinho, Editorial Kier, Buenos Aires y Editora Pensamiento, San Pablo. "Señales de Figueira", 2004 :-) :-) "

 
 
Enlaces Relacionados
· Más Acerca de Documentos enviados por los miembros
· Noticias de Sabi


Noticia más leída sobre Documentos enviados por los miembros:
Adaptado de LAS LLAVES DE ORO, de Trigueirinho


 
Votos del Artículo
Puntuación Promedio: 4
votos: 1


Por favor tómate un segundo y vota por este artículo:

Excelente
Muy Bueno
Bueno
Regular
Malo


 
Opciones

 Versión Imprimible Versión Imprimible


"Adaptado de LAS LLAVES DE ORO, de Trigueirinho" | Entrar/Crear Cuenta | 0 Comentarios
Los comentarios son propiedad de quien los envió. No somos responsables por su contenido.

No se permiten comentarios Anónimos, Regístrate por favor